Breve semblanza de Tolkien, en su 130º aniversario

John Ronald Reuel Tolkien cumpliría hoy 130 años. ¡Felicidades, profesor!

Nació el día 3 de enero de 1892 en Bloemfontein (Sudáfrica). Su padre, Arthur Reuel Tolkien, trabajaba para el Bank of Africa, y estaba casado con Mabel Suffield desde el día 16 de abril de 1891.

El pequeño John tenía un hermano menor, Hilary Arthur, nacido en 1894.

Sin embargo, pronto ambos niños se quedaron huérfanos de padre. Arthur murió en 1896. Para entonces, Mabel ya vivía con los niños en Inglaterra, mientras Arthur resolvía unos negocios en Sudáfrica.

Los primeros años no fueron nada fáciles. La vida de John fue dura. Su madre murió poco después, en 1904, en medio de una creciente situación de pobreza de la familia, y habiendo sido despreciados por el resto de su familia, a causa de la conversión de Mabel al catolicismo antes de morir. Los niños quedaron al cargo de un sacerdote católico: Francis Morgan, de ascendencia española.

El joven John no se corrompió, a pesar de todo el dolor. En esto está la gran conquista de su vida, su mayor logro. Muchos en su lugar habrían torcido su camino. Pero él no. Todo este dolor y esta soledad no lo convirtieron en un ser malvado y cruel, sino en un ser bondadoso y dulce. En un soñador benevolente.

Lo demás es historia: se convirtió en un joven prometedor. Pasó por la Primera Guerra Mundial. Ya en pleno sigo XX, en una época de profundos claroscuros, J. R. R. Tolkien, profesor de anglosajón e historia del inglés en la universidad de Oxford, fue capaz de crear un extenso poema épico a partir de su propia imaginación. Echaba de menos una mitología propia de su país, y decidió escribirla él mismo. En la epopeya que comenzó en 1914 entrelazó la historia de Elfos, Hombres, Enanos, Orcos, Ents y Hobbits desde el inicio del mundo, como un grandioso homenaje a la patria que amaba entrañablemente.

En 1937, se publicó El Hobbit, y ante el éxito abrumador del libro, los editores le pidieron una continuación. Casi sin querer, Tolkien había comenzado a redactar su gran obra, El Señor de los Anillos. Ese libro fue el eslabón para unir las leyendas de El Silmarillion con el mundo más sencillo de Bilbo Bolsón y la Comarca.

Gracias a Tolkien, se produjo el renacimiento de un género tan antiguo como la epopeya. El impulso de su obra y su influencia duran todavía.

Publicado por Somnia

Blog literario y magazine cultural

2 comentarios sobre “Breve semblanza de Tolkien, en su 130º aniversario

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

SIN PIRULETAS

La "Dolce Vita", en mi blog

Nuevo Liderazgo del Siglo XXI

El Nuevo Liderazgo del siglo XXI se basa en la empatía y la colaboración.

Car_Carrie

Blog de Viajes, Pasiones & Sentires

A %d blogueros les gusta esto: